Lágrimas ¿Por qué lloramos?

Se compone de un aparato secretor (glándulas lagrimales) y de un aparato excretor (vías lagrimales).

Advertisements

Está alojada en la fosa lacrimal, que está situada en la parte superior externa de cada órbita. Su función es la producir lágrimas para mantener la humedad del ojo.

Existen varias glándulas accesorias situadas en el párpado, conocidas como glándulas de Meibomio, cuya secreción también forma parte de la película lagrimal y previene su evaporación.

Estas glándulas que se encuentran situadas en los párpados superior (50) e inferior (25), producen una secreción compuesta por diferentes sustancias, entre las que abundan diversos lípidos, triglicéridos y esteroles libres.

 

Composición de las lágrimas

Las lágrimas están compuestas por agua, cloruro de sodio y albúmina y su función es mantener limpia y húmeda la superficie del ojo, nutrir la córnea en su parte externa y actuar como lubricante para facilitar el movimiento del párpado.

La glándula lacrimal se encuentra dividida por el tendón del músculo elevador del párpado superior, en dos partes: una porción superior u orbitaria y una porción inferior o palpebral.

 

Nervio lacrimal

El nervio que recoge la sensibilidad de la glándula lacrimal es el nervio lacrimal, una rama oftálmico, a su vez rama del nervio trigémino. El nervio que estimula a la glándula lacrimal para la producción de lágrimas, es un nervio motor y vegetativo parasimpático. Las fibras parasimpáticas viajan desde el nervio facial (VII par craneal) por medio del nervio petroso mayor y del nervio del conducto pterigoideo hasta llegar al ganglio pterigopalatino, lugar en el que hace sinapsis con los cuerpos neuronales y salen como fibras postganglionares.

 

¿Cómo se forma el nervio lacrimal?

Constituido por la glándula lagrimal principal y por las accesorias. La glándula principal se encuentra bajo el ángulo súperoexterno de la órbita, el resto de glándulas accesorias se encuentran en: conjuntiva tarsal (las de Henle y Wolfing), conjuntiva bulbar (la de Manz), en fondo de sacos conjuntivales (la de Krausse) y en la conjuntiva del borde libre palpebral (la de Zeiss, Moll y Meibomio).

La arteria lagrimal es rama de la oftálmica, la vena lagrimal drena a la vena oftálmica superior y los colectores linfáticos desembocan al ganglio parotídeo.

La inervación de la glándula lagrimal principal está a cargo del parasimpático que utiliza el trayecto del facial.

 

¿Cómo es el proceso del llanto?

Las lágrimas bañan permanentemente la córnea, conjuntiva y fondos de saco conjuntivales organizándose en una película lagrimal. Esta forma una barrera entre el epitelio córneo-conjuntival y el medio externo. Su papel es de defensa contra las infecciones, nutrición de la córnea y perfección óptica del dióptrico aire-córnea. La película lagrimal es estable excepto en circunstancias como traumatismos, enfermedad de la superficie ocular, emoción, etc. Así un tiempo de ruptura de la película lagrimal corto puede ser el único signo objetivo de una erosión corneal crónica.

Esta estabilidad se consigue por un equilibrio adecuado entre secreción (glándulas lagrimales, conjuntivales y palpebrales) y la evacuación (vías lagrimales). Una secreción deficiente dará un síndrome del ojo seco con posibilidad de lesión de la superficie ocular, una evacuación deficiente dará como consecuencia una acumulación de la lágrima en los bordes palpebrales inferiores y un molesto rebosamiento o epífora.

Entre los diversos factores que procuran el equilibrio entre la secreción y excreción destacamos la anatomía de los bordes palpebrales, la evaporación, la gravedad, la atracción capilar, el movimiento intranasal de aire, la velocidad de secreción lagrimal, los músculos orbiculares y su acto de parpadear, funcionado como una auténtica bomba de excreción, y la competencia de pliegues mucosos o válvulas.

 

La película lagrimal

La película lagrimal se compone de:

  • Una capa interna mucosa.
  • Una intermedia acuosa.
  • Una externa lipídica.

Los componentes mucosos desempeñan un papel fundamental en la humectación de la córnea, sin ellos ésta seria hidrofóbica. Este puede ser uno de los mecanismos de la aparición de puntos de sequedad.

La capa acuosa forma la mayor parte de las 7 micras de grosor de la película lagrimal. Es la más importante en el intercambio de materiales a través dela superficie y en la protección. La capa lipídica retrasa la evaporación de la capa acuosa y proporciona la mayor estabilidad a la película lagrimal.

 

Aparato lacrimal excretor

Las vías lagrimales están situadas en la región ínfero interna de la órbita. Se inician en la proximidad del cantus interno a nivel de los puntos lagrimales, orificios situados a nivel del borde libre palpebral uno superior y otro inferior.

Estos puntos se continúan con los canalículos lagrimales que confluyen en un canalículo común, de dirección horizontal, que se continúa con el saco lagrimal, alojado en la fosa lagrimal del unguis.

La pared posterior es fácilmente separable de la fosa lagrimal siendo ésta el plano de clivaje en la cirugía de las vías lagrimales para abordar el saco. Su extremo inferior se continúa con el canal lagrimonasal que desemboca en el meato inferior.

El tendón del orbicular pasa transversalmente por delante del saco siendo este el punto de referencia quirúrgico. Es visible por debajo de la piel. En caso de infección la fistulización se localiza inmediatamente por debajo de este punto.

 

Artículos relacionados

¡Comparte salud y conocimiento!