Consejos Prácticos – Asma

Consejos Prácticos – Asma .Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), padecen asma unos 300 millones de personas en el mundo. El asma es una inflamación de las vías aéreas, normalmente de carácter crónico. Cualquier persona puede padecerla, desde los lactantes hasta los ancianos. La más frecuente es la bronquial, que se caracteriza por episodios de disnea (dificultad para respirar), que se producen sobre todo por la noche y en forma de ataques. La causa de este ataque es una contracción patológica de los bronquios debida a una inflamación de la con-1mucosa, a un espasmo o a una secreción mucosa excesiva. Los ataques de asma suelen ser consecuencia de una alergia de las vías respiratorias. La herencia, la constitución, los conflictos psíquicos y las infecciones también influyen de forma importante en los ataques de asma. En general, esta enfermedad aparece en la juventud más temprana.

 

Durante el ataque, la respiración es extremadamente dificultosa. El afectado no puede expulsar el aíre que inspira. El ataque viene acompañado de ruidos silbantes y estertores. La persona debe sentarse erguido con los brazos apoyados. El rostro suele adquirir una expresión de miedo y una tonalidad pálida o azulada. Al final del ataque, el enfermo expulsa una mucosa espesa debido a la intervención del sistema nervioso, que logra expulsar las secreciones que dificultan la respiración y así poder restablecer el ritmo mecánico normal de la respiración. Los ataques suelen durar pocos minutos, o bien horas y días. Las personas que padecen estos ataques con frecuencia suelen acabar sufriendo bronquitis crónica.

 

Consejos Prácticos – Asma

Caminar al menos 1 hora diariamente, eligiendo siempre lugares poco contaminados.

La natación puede que sea el ejercicio más recomendado en estos casos. Ello nos proporcionará una mejor capacidad respiratoria.

Siempre que ello sea posible, darse baños de mar y de sol, por supuesto de forma moderada.

Evitar los ambientes cargados de humos o con fuertes olores, como el de la gasolina o el de la pintura.

Dormir al menos 8 horas diarias. Ese es un tiempo razonable para que el organismo descanse y recupere energías.

Evitar las situaciones de estrés o que alteren el sistema nervioso de la persona, ya que ello puede desencadenar crisis

con mayor facilidad y frecuencia.

Mantener una alimentación equilibrada y sana. Esto sin duda es la base fundamental para los problemas del aparato respiratorio.

Beber diariamente, al menos 2 litros de agua, tisanas, zumos y caldos de verduras.

Es recomendable, antes de acostarse tomar vapores de agua de y sal gruesa, para descongestionar las vías aéreas.

Estos no deben durar más de 10 minutos.

Evacuar diariamente

Evacuar diariamente. Es necesario mantener el organismo lo más desintoxicado posible. En los casos de dificultad

por estreñimiento crónico, se debe recurrir a laxantes naturales suaves.

Son recomendables los ambientes libres de polvo.

Cuando se sufren las crisis, es necesario mantener a la persona ligeramente elevada durante la noche, con el fin de mejorar la respiración.

Es importante que la persona mantenga los pies siempre secos y calientes.

Abandonar, si lo hubiere el hábito del tabaco y/o la drogodependencia.

Ejercicios

Los ejercicios respiratorios son siempre recomendables. Ello hará que la capacidad respiratoria sea mayor.

Debemos recordar que los resfriados y catarros, muy típicos de la época otoñal e invernal, deben ser bien tratados y

sobre todo, bien curados. No debemos dejar secuelas de los mismos en nuestros bronquios.

Las personas que padecen alergia derivada de la inhalación de polvo, polen, perfumes, etc., deben tener especial

cuidado de evitar estas situaciones peligrosas.

Se deben evitar el abuso de los medicamentos, tales como la aspirina, o los anti-inflamatorios.

Ante la posibilidad de una alergia respiratoria, sería recomendable la eliminación de cortinas, alfombras, muñecos de

peluche, mantas y demás enseres que puedan albergar polvo o ácaros. Debemos de todas formar recordar que los

ácaros del polvo necesitan de mucha humedad, por lo tanto sería una buena idea mantener los niveles de humedad

por debajo del 50%, al menos en las estancias en las que pasemos largas horas.

 

Consejos Prácticos – Asma – Otras causas

reticulo endoplasmatico Consejos Prácticos - Asma

reticulo endoplasmatico

Otra de las causas de crisis alérgicas es el moho, este crece tanto en el exterior como en el interior de las edificaciones. Eliminarlo, podría ayudar a estos pacientes a controlar los ataques de asma. Para poder hacerlo deberíamos mantener la humedad entre el 35 y el 50%. Por ejemplo uno de los lugares más propicios para el moho son las duchas o la cocina. En los baños debemos abrir las ventanas o usar extractores para evitar la humedad. En las cocinas, para eliminar el vapor es recomendable el uso de extractores, así como vaciarse frecuentemente las bandejas de las neveras.

Cuando hablamos de deshumidificadores, estos deben ser limpiados al menos 1 vez por semana con cloro diluido, así como debe cambiarse el agua constantemente.

Tomar Jalea Real para actuar como antiviral y estimulante de las defensas.

Los tratamientos con hipertermia profunda dan muy buenos resultados en estos casos.

También en caso de cursar con Tos.

En la tos sin fiebre, son de gran alivio los baños de brazos y pies, seguidos de una envoltura pectoral con paños calientes.

En la tos con fiebre, las envolturas frías de garganta, pecho o pantorrillas.

Se debe beber abundante cantidad de líquidos, agua, tisanas, zumos; para desprender las mucosidades.

Son recomendables las inhalaciones de agua y sal. Estas harán también que se desprendan las mucosidades

y se despeje la nariz.

Es importante recomendar que cuando aparece la tos, si no es por irritación de garganta, que es uno de los síntomas

de un catarro o bronquitis, en la cual hay abundante mucosidad alojada en los bronquios; esta no debe ser cortada de

forma radical ya que es en sí la que nos ayuda a expectorar.

Tápese la boca al toser, evitará con ello contagiar del posible virus a las personas de su entorno.

Utilice pañuelos desechables.

Consejos Prácticos – Asma

 

Artículos relacionados

¡Comparte salud y conocimiento!