dermatitisLa dermatitis herpetiforme es una patología de la piel de la que se desconoce su causa, que provoca unas vesículas que se rompen con facilidad y producen mucho picor. Suelen aparecer en codos, rodillas y nalgas.

Fue descrita por primera vez por el médico francés, el Dr. Louis Dühring en el año 1884. En 1966, Marks. et al. informaron de la presencia de cambios del intestino delgado en pacientes con DH y posteriormente se describieron alteraciones gastrointestinales en los pacientes afectados y confirmado ser las mismas que aparecen en aquellos pacientes con Enfermedad Celíaca (EC).

En la actualidad se considera que se trata de la manifestación cutánea más común y específica de la Enfermedad Celíaca o Enteropatía Sensible al Gluten.

Una probable explicación de la posible aparición de lesiones en la DH, está relacionada con la presencia de una inflamación crónica activa de la mucosa intestinal, como resultado de una estimulación a través del gluten persistente, con una respuesta inmune local y la producción de IgA (inmunoglobulina A) a nivel de la mucosa intestinal. Una parte de la IgA circulante se une a la piel. Por consiguiente, la respuesta inmune gastrointestinal origina un aumento de los niveles de citoquinas proinflamatorias circulantes, que estimula la llegada de neutrófilos al foco cutáneo a través de una estimulación de la respuesta linfocitaria tipo TH-2, así como a nivel de las células endoteliales.

Tanto la exposición a los rayos ultravioleta de la luz solar, como los microtraumas cutáneos repetidos, son capaces de aumentar la producción de citoquinas a nivel local, que conducen a la migración de los neutrófilos, favoreciendo el depósito de IgA en la dermis y por lo tanto la aparición y mantenimiento de las lesiones cutáneas típicas de la DH.

.

Causas y Factores a tener en cuenta.

La distribución más característica de las lesiones cutáneas son la afectación simétrica de las lesiones, con predominio en las superficies extensoras de los codos (90%), rodillas (30%), hombros, línea media de la espalda, nalgas y región sacra, aunque la cara, la nuca, el cuero cabelludo y las ingles, pueden verse también afectadas. Son las localizaciones preferentes, por tratarse de lugares de roce y de continuos pequeños traumas, y son también una característica muy típica de esta enfermedad.

Está relacionada con la celiaquía.

Exposición al sol.

Traumatismos cutáneos repetitivos.

.

Síntomas más frecuentes.

Picor intenso.

Presenta lesiones simétricas, eritematosas, papulares, vesiculares o bubónicas.

Sensación de cosquilleo o de ardor, o quemazón muy molestos, incluso antes de la aparición de las lesiones cutáneas.

.

.

.

Referencias y Bibliografía:

  • Habif TP. Clinical Dermatology. 4th ed. St. Louis, Mo: Mosby; 2004.
  • McPherson RA, Pincus MR. Henry\’s Clinical Diagnosis and Management by Laboratory Methods. 21st ed. St. Louis, Mo: WB Saunders; 2006.
¡Comparte salud y conocimiento!